Encriptado De Datos
Encriptado De Datos

Probablemente hayas escuchado más de una vez sobre la encriptación o encriptado de datos, que se ha popularizado por el uso de redes sociales para dar seguridad a la información que se comparte. Hoy te contaremos en qué consiste, qué tan seguro es y para qué se usa.

¿Qué es el encriptado de datos?

El encriptado, cifrado o encriptación de datos es un proceso de codificación en el que se hace ilegible la información para mantener la confidencialidad al guardar la información o mientras viaja desde el emisor hasta el receptor.

Cuando se comparte información o datos a través de internet, estos atraviesan una serie de dispositivos en forma de bits a través de la red pública. A medida que viajan, los datos están expuestos y en riesgo de ser robados por lo que debe ser encriptados para que la transferencia de información sea segura.

El cifrado implica convertir el texto de formato legible por humanos en un texto incomprensible para que se vean como algo aleatorio. Se utiliza una clave criptográfica, es decir, un conjunto de valores matemáticos legibles para el emisor y el receptor o bien en los datos almacenados, el cual usará la clave para descifrar los datos y los convertirá en un texto sin formato legible.

Entre más compleja sea esa clave criptográfica, el cifrado será más seguro ya que será más baja la probabilidad de que las partes externas intenten descifrarla mediante ataques de fuerza bruta, que implica el uso de números aleatorios para adivinar la combinación correcta.

¿Es lo mismo el cifrado y el encriptado?

Ambos términos son sinónimos y pueden usarse para lo mismo. La palabra «encriptar» es la traducción literal del inglés «encrypt», por lo que es muy utilizada en el medio informático; sin embargo, de acuerdo con la RAE, «cifrar» es la traducción correcta.

¿Para qué se usa el cifrado?

El cifrado se utiliza para proteger archivos, documentos, mensajes, correos electrónicos, imágenes, entre otros guardados en nuestra computadora y datos que circulan por la red para que viaje de forma segura y se mantenga confidencial. También ayuda a garantizar que la información no sea alterada o modificada para acreditar su origen.  

Uno de los ejemplos más comunes de la encriptación lo tenemos en el día a día, en aplicaciones que usamos para navegar por internet e intercambiar información. Los mensajes de WhatsApp indican que están cifrados de extremo a extremo, lo que implica que ningún intermediario, ni siquiera el servidor tiene acceso a la información que se envía por la aplicación de mensajería.

Otro ejemplo es el cifrado de contraseñas, tanto para el uso de portales y aplicaciones bancarias, de modo que los ladrones no puedan leerlas y utilizarlas. Esto mismo aplica en las páginas web que tienen un certificado HTTPS, como tiendas en línea, donde los datos se cifran automáticamente para dar seguridad ante las compras en línea.

Cifrado en empresas

Algunos programas como Windows 10 permiten encriptar archivos, documentos y el disco duro. También se puede encriptar un pendrive para guardar la información confidencial de las empresas, sin importar si viajará por internet o se quedará almacenada en un ordenador, servidor o unidad de almacenamiento externa.

En caso de que se presente un incidente de seguridad, como el robo de información, los datos extraídos no serán visibles para los ciberdelincuentes y no podrán usarla para fines peligrosos.

¿Cómo funciona la encriptación de datos?

En la encriptación se utiliza un algoritmo matemático para modificar el contenido que se quiere proteger. Para esto se genera una clave que establece el desorden de la información cuando se cifra y se genera una o varias claves que se usarán después para desencriptar la información, es decir, para volver a ordenarla.

Entre más larga sea la clave, más seguro será el cifrado. Las longitudes son de entre 128 y 256 bits para claves privadas, y hasta 2048 bits para claves públicas. Las claves del cifrado deben guardarse en un lugar seguro y hacer copias de seguridad para guardar las claves.

¿Qué tan seguro es el cifrado?

El cifrado es una excelente forma de garantizar la seguridad, confidencialidad y privacidad de la información, especialmente cuando se trata de empresas, tiendas en línea, procesamiento de pagos y en sitios web para una transferencia segura de los datos.

En algunos países la legislación obliga a cifrar cierta información para que no sea cifrada por terceros, por ejemplo, los datos para fines policiales, por lo que esta práctica se ha vuelto cada vez más común.

En ocasiones, la información encriptada no puede ser recuperada ya sea por la pérdida de las claves para hacer legibles los datos cifrados, o bien por errores causados por un problema con la encriptación o desencriptación de los datos.

¿Perdiste tu información? En DATA RECOVERY LAB somos especialistas en recuperación de datos de discos duros dañados y te invitamos a solicitar tu orden de servicio a los teléfonos (55) 52-81-87-02, (55) 52-82-38-53, al número LADA sin costo 800 280 8608, o al correo direccion@prodedata.com donde te atenderemos con gusto y resolveremos todas tus dudas. Contamos con sucursales cerca de ti.

Last modified: mayo 27, 2022

Author